OBJETIVOS Y METAS:

HERMANOS DIFERENTES

EyH Consulting

Empieza el año y el sentimiento de esperanza abunda en nuestros corazones, es por eso que en este artículo te enseñaremos a diferenciar entre objetivos y metas para garantizar que las acciones sean bien orientadas y se concreten exitosamente para este nuevo año. Además, te dejamos un descargable con la información necesaria para redactar una meta y un objetivo de forma correcta.

En cualquier aspecto de nuestra vida siempre nos vamos a encontrar estos dos términos; desde grandes metas empresariales hasta pequeños objetivos diarios personales. Si bien las metas y objetivos son importantes, existen algunas diferencias entre ambos cuando se trata de las acciones específicas que debes tomar.

Diferencias entre objetivos y metas

La principal diferencia entre ambos es que una meta es un resultado general a largo plazo que deseas lograr, mientras que un objetivo define acciones medibles a corto plazo para lograr la meta general. De esta manera, podríamos decir que son conceptos hermanos que se diferencian en términos de medición y tiempo.

Una meta es un deseo o una aspiración final que buscamos conseguir, y los objetivos serán las acciones que se deben realizar para llegar a tal fin. Sin embargo, hay otras diferencias que te queremos enseñar:

Los objetivos suelen ser más estructurados. Deben ser más detallados, por ello nos apoyamos en los objetivos SMART (que explicaremos más adelante).

Las metas no tienen una fecha específica como los objetivos, pero si es bueno enmarcar la meta en un lapso de tiempo. (3 meses, 1 año, 5 años…)

Los objetivos se pueden entender como etapas, mientras que la meta es el fin mayor, la razón por la cual son determinados los objetivos.

Tipos de metas

Existen tres tipos principales de metas: de duración limitada, orientadas a resultados y orientadas a procesos. En algunos casos, la meta puede incorporar los tres tipos, como en las actualizaciones de procesos con plazos ajustados.

  • •Las metas de duración limitada

    Buscan establecer acciones definidas con plazos y fechas previstas. Proporcionan información detallada sobre cómo debería esforzarse el individuo o el equipo para lograr los resultados deseados. Cabe destacar que, la meta debe estar vinculada a un cronograma específico, con plazos concretos a largo plazo.

  • •Las metas orientadas a resultados

    Se enfocan en el resultado final. A diferencia del tipo de meta mencionado anteriormente, este se centra en lograr la acción por encima de todo. En este caso, los plazos pueden posponerse si es necesario a fin de que se logre el resultado. Son usados por lo general para acciones a gran escala.

  • •Las metas orientadas a procesos

    Buscan crear nuevos sistemas y procesos internos. A diferencia de los demás, dan prioridad al trabajo y a las acciones que se realizan para poder lograrlo. Es importante mencionar que ayudan a mejorar la eficiencia del individuo o el equipo ya que permiten lograr procesos más efectivos.

Tipos de Objetivos

Así como las metas, también hay tres principales tipos de objetivos: estratégicos, tácticos y operativos. Estos desempeñan un papel clave en el logro de las metas más generales y sea cual sea el tipo de objetivos, todos deben ser claros y alcanzables.

  • •Los objetivos estratégicos

    Están orientados a un propósito específico y ayudan a desarrollar la visión general de un proyecto. Garantizan que todos puedan tener una dirección clara del proyecto y estén alineados con el propósito del proyecto y el cronograma general. Son ideales para individuos o equipos que trabajan para conectar sus objetivos con las metas del negocio.

  • •Los objetivos tácticos

    Se centran en los entregables a corto plazo y en el resultado de ese trabajo. Se encargan de analizar los resultados de las tareas a corto plazo y metas a largo plazo para tomar decisiones futuras. Este tipo de objetivos son ideales para individuos o equipos que trabajan en proyectos complejos con muchos entregables a corto plazo.

  • •Los objetivos operativos

    Tienen similitud con los objetivos tácticos porque ambos son a corto plazo; sin embargo los operativos contribuyen a las metas diarias, semanales y mensuales mediante la planificación de los cronogramas de tareas y la coordinación entre los diferentes departamentos.

Para visualizarla completa
presiona descargar"

En conclusión, podríamos decir que ambos términos son hermanos diferentes, esenciales para lograr nuevos resultados. Las metas son el elemento necesario para construir el puente entre el presente y el futuro deseado. Las metas son amplias, pero a su vez, definidas y claras. De esta manera, uno no puede existir sin el otro, lo que hace que sea importante diferenciarlos y garantizar que se implementen de manera correcta.